En Playa del Carmen corre la droga y las autoridades saben, por eso la matanza: testigos



Era un festival de música electrónica celebrado en la discoteca Blue Parrot ubicada en la calle 12, rincón de antros y bares en Playa del Carmen, Quintana Roo. Dos y medida de la mañana de domingo para lunes. De pronto, surgió el pánico ante detonaciones de arma de fuego. Aún con música de fondo, la gente corría.

Comenzó la estampida. “Tírate”, se escucha decir a una mujer en un video viralizado. “Métete al baño gateando”, gritó alguien. Cinco muertos y una decena de heridos, entre extranjeros y mexicanos; más de 20 casquillos en el suelo, de acuerdo con el Fiscal local, Miguel Ángel Pech Cen.

Era cuestión de días, coincidieron varios testimonios. En ese lugar turístico corre la droga y la prostitución “descaradamente”, pero las autoridades “coludidas” ni la prensa local investigan, acusaron, para no manchar la imagen del sitio donde el turismo es la principal actividad económica, incluyendo el consumo de las drogas. En los festivales como el de música BPM, celebrado ayer, el crimen organizado cobra derecho de piso, aseguró a SinEmbargo una mujer y un arquitecto que viven en Playa del Carmen.

“Esto tiene tintes del crimen organizado y de derecho de piso. Para todos esos eventos [el festival de música] es sabido por todos que les cobran derecho de piso”, afirmó el hombre vía telefónica.

“El BPM tiene 10 años consecutivos de realizarse en Playa del Carmen y por el tipo de evento el cártel pide meter a sus tiradores. Dicen que es por el cobro del piso, otros por que no dejaron acceder al tirador. Pero sin duda fue por problemas de narcomenudeo”, escribió la mujer.

El arquitecto destacó que esta balacera no es un hecho aislado. Ayer encontraron un cadáver a la vuelta de su casa y se enteró de una persona violada en una colonia popular.

“En general hay muchos robos, delincuencia y drogadicción; se minimizan muchas cosas”, determinó.

De acuerdo con una declaración para Radio Fórmula del Fiscal de estado de Quintana Roo, Miguel Ángel Pech Cen, el presunto atacante de la discoteca de Playa del Carmen entró al lugar para disparar directamente en contra de un hombre originario de Veracruz, quien es uno de los cinco fallecidos.

“No hay un disparo al ton o al son […]. La persona que ingresa va exclusivamente hacia esta persona [el veracruzano], y su grupo de guardias tratan de ayudarlo y responder a la agresión”.

Detalló que la víctima era de Veracruz y, según las investigaciones oficiales, formaría parte del equipo de seguridad del BPM Festival, que anoche celebró la clausura de su décima edición en el club Blue Parrot, uno de los más grandes de este centro turístico. No obstante, reconoció que los familiares de la víctima mexicana, que ya reclamaron el cadáver, alegaron que trabaja “en una dependencia” y se encontraba en el balneario de vacaciones.

Antes, en conferencia de prensa, el Fiscal de Quintana Roo dijo que no tienen indicios de que en la discoteca Blue Parrot, donde fue el festival BPM, se vendan drogas.

Hasta noviembre del 2016, el Secretariado Ejecutivo registra 228 homicidios en Quintana Roo, uno de los estados con mayor crecimiento económico. En el segundo trimestre del año pasado, basado principalmente en el turismo, creció 5.2 por ciento, de acuerdo con el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi).


1 vista0 comentarios