Sepulta alud a hotel en Italia



Al menos 30 personas están desaparecidas después de que una avalancha sepultara un hotel de montaña en el centro de Italia, informaron autoridades. La región ha sufrido varios sismos en los últimos meses. La agencia italiana de Protección Civil anunció que trabaja para llevar vehículos de rescate al hotel Rigopiano, un hotel balneario de cuatro estrellas, a través de las carreteras cubiertas de nieve para asistir en las primeras labores de rescate, iniciadas durante la noche por equipos de rescate alpino. Un rescatista citado por la agencia de noticias ANSA dijo que había víctimas mortales, pero no había detalles disponibles en un primer momento. Según el Subsecretario de la región de Abruzos y responsable de Protección Civil, Mario Mazzoca, el número de desaparecidos podría llegar a 35 si se tiene en cuenta que podría haber invitados en el hotel. "Las personas registradas oficialmente por la Jefatura de Policía son menos, veintidós, pero eran siete los trabajadores del hotel. Sin embargo es verosímil que hubiera invitados, por lo que el número debería ser ese (35)", dijo Mazzoca en declaraciones recogidas por los medios. El alud cubrió el edificio de tres pisos en la región central de Abruzzo anoche, según medios italianos. El hotel se encuentra a unos 45 kilómetros de la ciudad costera de Pescara. Varios sismo sacudieron la región ayer, incluyendo uno de magnitud 5.7, pero aún no está claro si los temblores provocaron la avalancha. Rescatistas de montaña llegaron esquiando al hotel en torno a las 04:00 de la madrugada, según SKY TG24. La televisora dijo que por el momento se había evacuado a una víctima. Una ambulancia se quedó bloqueada a varios kilómetros del hotel, según SKY. La nevada habría sido tan copiosa que las topadoras tienen problemas para despejar el camino al hotel. Un sobreviviente afirmó haberse salvado porque había salido a su auto para recoger algo en el momento del alud, indicó ANSA. El hombre, identificado como Giampaolo Parete, de 38 años, relató a los médicos que su esposa y sus dos hijos habían quedado sepultados por la avalancha. El auto no había quedado enterrado, y esperó allí a los rescatistas. Algunos huéspedes enviaron mensajes de texto a números de emergencia alertando de que estaban atrapados en el interior, según medios italianos. "Ayuda, nos morimos de frío'', escribió una pareja a los rescatistas. También una persona que había logrado huir escribió a las autoridades. El huésped, identificado por los medios Fabio Salzetta, envió un SMS diciendo que había escapado con un empleado de mantenimiento pero que había otras personas atrapadas en el interior.


1 vista0 comentarios