Disputa crimen aduanas



Las aduanas de Tamaulipas, principalmente en Nuevo Laredo y Reynosa, se han convertido en una de las principales fuentes de operaciones de los grupos del crimen organizado. En complicidad con funcionarios del Sistema de Administración Tributaria, los delincuentes controlan desde ahí el flujo de mercancías con base en cuotas que cobran a los importadores aunque sus cargas sean legales y paguen impuestos. "Es tal la corrupción", dijo un empresario, "que ahora se paga doble tributo en todo, no nada más en whisky, cigarros o el llamado contrabando bronco". No obstante, la Secretaría de Gobernación aseguró ayer que la estrategia anticrimen en Tamaulipas ha dado resultados. Los homicidios dolosos, dijo, se redujeron 33 por ciento en los primeros tres años de la actual Administración si se comparan con los últimos tres años de Calderón. El secuestro se redujo en 21 por ciento con respecto a 2013, afirma la dependencia en un documento enviado a Grupo Reforma.

Exige IP resultados

Empresarios y sociedad civil en Tamaulipas, quienes a diario enfrentan el acoso de la delincuencia organizada sin ver resultados, exigieron a las autoridades cambiar la estrategia federal para combatir al crimen. Lo anterior a menos de dos meses de que Osorio Chong, anunciara el refuerzo del esquema que lanzó hace casi tres años, ante el resurgimiento de la inseguridad en el Estado. Fidel Gallardo Aguilar, presidente de Coparmex, advirtió sobre la reactivación del crimen y el fracaso de la estrategia federal, que recibe apoyo del Gobierno estatal. "Definitivamente, creo que es necesario, lo que percibimos los ciudadanos no es lo que quisiéramos nosotros, creo que sí sería necesario cambiar la estrategia", apuntó. "Los últimos días las cosas han ido de mal en peor, realmente no podemos hablar de un avance". Gallardo fue uno de los empresarios que el 19 de diciembre pasado estuvo en Ciudad Victoria en la reunion que, sin otorgar acceso a la prensa, Osorio sostuvo con sectores productivos y sociedad civil, ante quienes ofreció reforzar la estrategia de seguridad, pero sin modificarla. Marco González Salum, presidente de la Canaco, también demandó que se cambie la estrategia, ante el fracaso de la actual. "En ese sentido sí esperamos una nueva estrategia, una que logre menores resultados", indicó.


0 vistas0 comentarios