Comienza misión simulada a Marte



En grupo de seis universitarios mexicanos participa en la Poland Mars Analogue Simulation 2017 (PMAS), misión análoga a Marte, desde ayer y hasta el 13 de agosto, en dos estaciones científicas ubicadas en Europa.

La delegación está conformada por Carlos Salicrup, Danton Bazaldua, Juan Carlos Mariscal y Yair Piña, de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), así como por Walter Calles, del Instituto Politécnico Nacional (IPN), y Carmen Félix, del Instituto Tecnológico y de Estudios Superiores de Monterrey (ITESM).

Desde hace dos años, el Consejo Consultivo de la Generación Espacial (SGAC, por sus siglas en inglés) invita a estudiantes e investigadores de todo el mundo a proponer proyectos que se probarán con los astronautas durante la simulación y este año fueron aprobados 18 experimentos, dos de ellos de la UNAM.

El primero fue “Rover”, prototipo de robot explorador de Marte, autónomo y dotado de inteligencia artificial, diseñado para tomar muestras de la superficie y, una vez ubicadas, trazar una ruta por medio de algoritmos para recogerlas y después depositarlas en un contenedor.

Este proyecto fue desarrollado por UNAM Space, un equipo que busca la innovación tecnológica en cuanto a robótica espacial de exploración, y es liderado por Juan Carlos Mariscal, de la Facultad de Ingeniería.

El segundo proyecto es “Monitoreo remoto de signos vitales”, creado por los estudiantes Danton Bazaldua, de la UNAM, y Walter Calles, del IPN.

Consiste en un chaleco que medirá la temperatura del cuerpo, y el pulso y la frecuencia respiratoria de los astronautas. Cuenta con un sensor de electrocardiograma que transmite la información a la nube, la cual se puede consultar en tiempo real desde cualquier parte del mundo, y si la misión tiene éxito, también lo haría desde el planeta rojo.

El equipo médico tiene un acelerómetro o sensor de posición que indicará el estado del astronauta si tiene actividad física; un sensor de temperatura y uno de oxígeno que ayuda a medir la frecuencia de éste en el astronauta, si respira bien o si tiene algún problema para hacerlo.

Es el único proyecto de telemedicina de la misión y ayudará a medir en tiempo real las respuestas de los astronautas. Permitirá un control serio y restringido de los signos vitales, así como un monitoreo certero de la salud del astronauta y de que sus actividades las realiza de manera favorable.

En los siguientes días la UNAM informará sobre el desarrollo de la misión.


© 2017 Radio Origen Comunicaciones. Todos los Derechos Reservados 

  • Facebook Social Icon
  • Twitter Social Icon