Veracruz lucha contra la abstención



Contrario a los pronósticos y rivalidades que se manejan entre los perfilados como candidatos a la sucesión gubernamental en Veracruz, el principal enemigo a vencer será el abstencionismo, que en las pasadas elecciones fue de 46.5% de la lista nominal.Antes, el mapa electoral de Veracruz se podía definir por los tres colores del PRI, pero a partir de poco más de una década, el color que lo distinguía era el rojo; sin embargo, en la sucesión de 2010, debido a la molestia ciudadana por diversas situaciones, como la violencia y actos de corrupción, el mapa empezó a cobrar diversos colores, como el amarillo, del PRD, o el azul, del PAN, entre otros .Ni la alianza estratégica con el Partido Verde pudo volver a posicionar a un PRI que, en este momento, pareciera que sólo luchará por mantener su registro, pues en los registros locales ha quedado en evidencia el desinterés de sus militantes que temen ir a buscar el favor ciudadano.La embestida propinada por la coalición PAN-PRD en las urnas llevó el sello de un discurso en el que fueron manejadas la justicia y el castigo para los saqueadores del estado, que sólo en parte se ha cumplido, pues varios de los protagonistas de ese caso siguen en puestos y posiciones “intocables”, con fuero.



0 vistas

© 2017 Radio Origen Comunicaciones. Todos los Derechos Reservados 

  • Facebook Social Icon
  • Twitter Social Icon