Enfrenta Vizcarra un Perú indignado



Martín Vizcarra está camino a Lima desde Canadá para reemplazar a Pedro Pablo Kuczynski como Presidente de Perú, luego que informara al Congreso su renuncia.

El primer vicepresidente mostró su indignación por la situación que vive el país y aseguró que se pondrá a disposición de la ciudadanía.

"Tengo la convicción que juntos demostraremos una vez más que podemos salir adelante. Por ello, regreso al Perú para ponerme a disposición del País, respetando lo que manda la Constitución. #ElPerúPrimero", indicó Vizcarra a través de su cuenta de Twitter.

Vizcarra, quien fue nombrado Embajador en Canadá en septiembre de 2017, ha permanecido al margen de las acusaciones contra Kuczynski por sus vínculos con la firma Odebrecht.

Ahora será el encargado de recibir a los Jefes de Estado en la próxima Cumbre de las Américas de abril. Además de tener que recomponer las relaciones con los principales partidos, debilitados ante los ojos de la ciudadanía.

Durante el año y ocho meses de Gobierno de Kuczynski, los políticos han despotricado entre ellos con acusaciones e interpelaciones que han dividido a los peruanos al observar un sistema poco institucional y manchado por escándalos de corrupción.

El 91 por ciento de los peruanos cree que la mita o más de los políticos están involucrados en actos de corrupción, según el Barómetro de las Americas, difundido el martes.

La muestra fue tomada entre febrero y abril de 2017, antes de las revelaciones de la participación masiva de Odebrecht, con dinero de la contabilidad paralela, en las elecciones generales de 2006 y 2011.

Para un 27 por ciento de los peruanos, la corrupción es el principal problema del país, el porcentaje más alto del continente, incluso mayor que en Brasil -con 19 por ciento-, cuya política está manchada por el caso Lava Jato.

Perú es no de los ocho países que menos defienden la democracia en la región, según la misma encuesta, con un 38 por ciento que apoyaría un golpe presidencial, lo que representa el porcentaje más alto del continente.

Los peruanos consultados por Barómetro de las Américas indican que sólo un 7.5 por ciento de la población tiene confianza en los partidos políticos, el nivel más bajo desde que se inició el estudio en el país.

Aunque en los últimos 18 meses los ataques de Fuerza Popular -partido de Keiko Fujimori- y del APRA contra el Ejecutivo han acaparado los titulares, es la sombra de Odebrecht en la política y su consecuente revelación de pruebas la que da mala imagen a la población.

Las pruebas de la Fiscalía del país han golpeado a Kuczynski, a los ex Presidente Alejandro Toledo, Alan García y Ollanta Humala, a la ex candidata presidencial Keiko Fujimori y a otros alcaldes.

La empresa habría aportado fondos para las campañas presidenciales de todos ellos.


© 2017 Radio Origen Comunicaciones. Todos los Derechos Reservados 

  • Facebook Social Icon
  • Twitter Social Icon