Denuncian nuevo ataque en Nicaragua



El Gobierno de Nicaragua aisló hoy la ciudad de Masaya y lanzó un fuerte ataque contra la comunidad indígena de Monimbó, una de las que mayor resistencia ha opuesto al Presidente Daniel Ortega desde el estallido social de abril, que según organizaciones sociales ha cobrado más de 351 vidas.

Integrantes del Movimiento 19 de Abril Masaya denunciaron que miles de integrantes de las "fuerzas combinadas" del Gobierno establecieron un cerco alrededor de Masaya, a 29 kilómetros de Managua, para impedir cualquier tipo de ayuda a la población. El ataque inició a las 07:00 horas locales.

"Oren por nosotros", pidió el líder del Movimiento, Yubrank Suazo, en sus redes sociales. "Estamos cercados", compartió otro integrante de la organización comunitaria.

Las carreteras que van hacia Masaya fueron obstruidas por la Policía Nacional en distancias de hasta 15 kilómetros antes de llegar a la ciudad.

"¡Atacan Monimbó! Comisión de Verificación y Seguridad está solicitando ingreso y esperan respuesta. Solicitan corredor humano para los heridos y las ambulancias. ¡Balas llegan hasta la iglesia parroquial!", urgió el obispo auxiliar de Managua, Silvio Báez, en su cuenta en Twitter.

Los habitantes de Masaya compartieron en sus redes sociales fotografías, vídeos y audio de los ataques, en los que se observan policías y hombres encapuchados fuertemente armados disparando, así como maquinaria pesada destruyendo las barricadas que los manifestantes habían erigido para defenderse de las "fuerzas combinadas".

Un plan del Presidente Daniel Ortega para reducir los beneficios de los pensionados desató una ola de protestas en abril. El Gobierno se retractó de la medida, pero su severa respuesta a las manifestaciones generó más turbulencias por el rechazo a la gestión del Mandatario.

El Presidente nicaragüense es un ex líder de la guerrilla sandinista que ha estado en el poder desde el 2007 y también gobernó el país centroamericano entre 1979 y 1990.

Horas antes, la oficina de derechos humanos de las Naciones Unidas pidió al Gobierno poner fin a la violencia y aseguró que la Policía y las autoridades en Nicaragua ha matado y encarcelado a personas sin someterlas a un proceso judicial y han cometido actos de tortura.

"Se están cometiendo un amplio rango de violaciones a los derechos humanos, como ejecuciones sumarias, tortura, detenciones arbitrarias y se le está negando al pueblo el derecho a libertad de expresión", dijo en una rueda de prensa el portavoz de derechos humanos de la ONU, Rupert Colville.

Entre las víctimas también hay 19 oficiales de la Policía, dijo, y añadió que las denuncias provienen del personal de derechos humanos en terreno, en un escenario caracterizado por la ausencia del estado de derecho.

"La gran mayoría de violaciones son cometidas por el Gobierno o por elementos armados que parecen estar trabajando en coordinación con ellos", dijo Colville a Reuters, y añadió que los manifestantes eran mayormente pacíficos aunque algunos iban armados.

El lunes, el Secretario general de la ONU, Antonio Guterres, dijo que grupos vinculados al Gobierno de Nicaragua estaban utilizando una fuerza letal "inaceptable" contra los ciudadanos, y lo instó a poder fin a la violencia.

La oficina de derechos humanos de la ONU pidió al Gobierno nicaragüense que provea información sobre dos activistas que desaparecieron desde que fueron arrestados en el aeropuerto la semana pasada y que permitan el acceso a todas las cárceles a agentes supervisión.

Los dos activistas, Medardo Mairena y Pedro Mena, fueron detenidos por la policía en el aeropuerto de Managua el viernes y las autoridades no han informado a sus familias sobre su ubicación a pesar de los pedidos emitidos mediante la justicia, sostuvo Colville.

Funcionarios de derechos humanos de la ONU recibieron permiso para visitar una prisión de Managua más tarde el martes, La Modelo, lo que podría representar un "pequeño avance" en la crisis, dijo.

Pero además desean visitar la prisión de El Chipote situada en la capital, donde se encuentran muchos de los arrestados en protestas, sostuvo.

Una ley aprobada el lunes en Nicaragua que conlleva una definición amplia de terrorismo, ha generado temor a que pueda ser utilizada contra personas simplemente por ejercer su derecho a protestar, dijo Colville.


© 2017 Radio Origen Comunicaciones. Todos los Derechos Reservados 

  • Facebook Social Icon
  • Twitter Social Icon