CORONAVIRUS, AZOTE DE ECONOMÍAS.

COLUMNA

DE PE A PA



Por: Alberto Vieyra Gómez.

info@agenciamn.com

AMN. – En el siglo XIV estalló en Lombardía, hoy Italia la peste Bubónica,

conocida también como la peste negra, una de las pestes mas macabras

en la historia de la humanidad que mató tan sólo en Europa a 25 millones

de personas.

A diferencia del actual Coronavirus que estalló otra vez en Lombardía, Italia

tampoco hay cura y el descubrimiento de vacunas podría llevar hasta 2

años; la peste negra era producida por una bacteria asesina llamada

Yersinia pestis y tampoco tenía cura.

¿Por qué hago historia?

Mire usted, la pandemia del coronavirus hace temblar de miedo en todo el

mundo a ricos y pobres. Los pobres tiemblan porque no saben si la libraran,

por ejemplo, en México donde los hospitales carecen hasta de mejoralitos

en una criminal e irresponsable crisis creada por el presidente de la

república, y los ricos, que han sufrido el contagio del Coronavirus en las

bolsas de valores a nivel global, donde han perdido hasta la camisa y nadie

les garantiza que, aunque son potentados, también sean víctimas de la

peste que cabalgará probablemente durante los próximos 2 años.

Las economías en el mundo están infectadas. China, epicentro de la

pandemia ha visto desplomarse históricamente todo el sector manufacturero

y Estados Unidos anuncia restricciones a las manufacturas mexicana, se

estiman pérdidas económicas en solo Europa por 280 mil millones de

dólares en los próximos 3 meses, según la consultora Capital Economics,

con sede en Londres, mientras algunas trasnacionales farmacéuticas de la

muerte, hacen ya su agosto con precios de más de 10 veces de su valor los

medicamentos en Chile, Brasil, Argentina y México donde ya cabalga la

pandemia.

¿Y la economía mexicana está a salvo? Bueno… esa estaba infectada por

el Coronavirus desde hace 15 meses pues el Inegi reconfirmo, la semana

pasada que la economía azteca sigue tomando chiquitolina y para colmo, el

gobierno de AMLO no sabe qué hacer con el coronavirus y no ha decidido


cuántos miles de pesos destinar y se limita solamente a que evitemos el

pánico porque “la pandemia no es tan grave, como la pintan”. ¿Qué diría a

esta declaración tan a la ligera el presidente Chino, Xi Jinping, que los

muertos en China están en la ciencia ficción de López Obrador?

Por lo pronto el subsecretario de salud Hugo López Gatell, un jovenazo que

se ve aparentemente serio recomienda lavarse las manos, no saludar de

mano y tomar mucho jugo de naranja y bueno sería que también tomemos

mucha agua para que el virus se ahogue o por lo menos se tire de a

muertito.

Y como el pueblo azteca le sobra ingenio y no le tiene miedo a la muerte,

porque ésta le pela los dientes, pues la mayoría de mis compatriotas están

ciertos de que, por ahora, se acabaron los besos, los abrazos, pero ni los

balazos.

La cuestión es que, a López Obrador, el coronavirus le llego como aliado

para que solamente hable de la pandemia y del avión presidencial, pero

nada de la debilucha economía, de la catastrófica y macabra estrategia de

“abrazos y no balazos” contra las mafias criminales que han hecho de

México un gigantesco cementerio y nada de crisis de medicamentos en

hospitales y si llegado el momento tuviese que hablar de estos males

prohibitivos, pues además de echarles la culpa al coronavirus, seguirá

culpando a los conservadores de todos sus males y su ineficiencia.

© 2017 Radio Origen Comunicaciones. Todos los Derechos Reservados 

  • Facebook Social Icon
  • Twitter Social Icon